Huevos Benedict caseros

Para que te sea fácil hacer los huevos Benedictinos te he preparado este vídeo:

Apuntes sobre la receta de huevos Benedict

La primera vez que probé unos huevos Benedict fue en un restaurante de cadena, de esos que hay muchos iguales en todas las ciudades.

Y aquello era la cosa más asquerosa del mundo. La salsa estaba rancia, el huevo pasado, el pan duro… y yo pensando, Dios mío, cómo es posible que este plato le guste tanto a la gente.

Y digo… algo aquí está mal. Cuando llegué a casa empecé a investigar sobre la receta, viendo cómo se hace, y la preparé. Y ¡Dios mío! Amigos, la diferencia entre los huevos Benedict que hice y los que comí en aquel restaurante era abismal. Vamos, directamente era otro plato. La salsa holandesa me salió muy cremosa y con deliciosos sabor a mantequilla. Los huevos estaban muy jugosos y el pan estaba muy esponjoso.

huevos benedict

Y entonces entendí que para comer los huevos Benedict no se debe ir a cualquier sitio. O vas a un sitio de recomendación, que sepas que allí los hagan bien. O los haces por tu cuenta. O que alguien te los haga.

La cantidad de salsa holandesa que hice da para 2 – 3 huevos. Esta salsa hay que consumirla en el momento ya que no es apta para su conservación debido a su frágil estructura condicionada por las cualidades físicas de la mantequilla. La mantequilla se endurece a temperatura ambiente y, por consiguiente, la salsa también. Y si la calientas pierda la estructura aunque… si nadie te ve la puedes comer porque de sabor sigue siendo maravillosa.

Huevos Benedictinos

Aunque creeme, la salsa holandesa está tan pecaminosamente deliciosa que la acabarás antes de que se te pase por la cabeza guardará.

Para hacer huevos escalfados recomiendo usar los huevos de tamaño L o, mejor, XL (grandes o extra grandes). Quedan más vistosos y, también, con uno de estos una persona de comer comedido tendrá suficiente.

Cuéntame por favor en los comentarios si te ha gustado la receta.

 

También te recomiendo estos deliciosos huevos en salsa aurora, son una maravilla.

Y compártala en las redes sociales con tus amigos. También, suscríbete a mi canal de YouTube, si aún no lo has hecho, porque es totalmente gratis. Nos vemos en el próximo vídeo. Ciao.

Add to Favourites